Fueron los primeros clasificados de la categoría reina de 4×2 de la competición en este destacado evento solidario

Los jóvenes Saúl López y Juan Gimeno han sido los primeros clasificados del ‘Oasis Raid’ de Marruecos, dentro de la categoría raid de 4×2. Los calamochinos se llevaron el trofeo de la XI edición de este evento que combina la aventura y la solidaridad y que se ha celebrado del 28 de marzo al 4 de abril.


Ambos se muestran muy “contentos”, dicen, “porque hemos ganado la categoría reina de la competición, la más numerosa”. “Ha sido una experiencia nueva y enriquecedora, para repetir”, describen.
Oasis Raid es una prueba solidaria de orientación y motor que homenajea a las grandes travesías motorizadas y raids por África. Durante una semana, Gimeno y López disfrutaron recorriendo un itinerario único creado para la ocasión, en el que los ocupantes de unos 50 coches- de más de 20 años de antigüedad- participantes han tenido que hacer uso de su orientación y encontrar el camino correcto mediante el uso de únicamente un mapa, una brújula y el libro de ruta.


Con un vehículo preparado exclusivamente para la cita, avanzaron etapa tras etapa sobre el paisaje cambiante de Marruecos, poniendo a prueba su resistencia física y mental, además de la mecánica de los vehículos. “Hemos experimentado un fuerte cambio geográfico y social, por ejemplo, los primeros días pasamos por el Atlas, cruzamos a 2.200 metros y pisamos nieve, pasamos hasta frío, los siguientes días fuimos al desierto y hacía mucho calor, el contraste de tiempo nos marcó mucho y culturalmente también”, describe Juan Gimeno. Han notado asimismo la diferencia del modo de vida entre la costa y el interior del país: “La zona desértica estaba totalmente subdesarrollada, mientras que en la costa contaban con todos los servicios”, detalla Saúl López.
En cuanto al recorrido, “hemos pasado por todo Marruecos, desde costa, dunas, piedras, de todo”, comentan. Y aunque atascaron el coche en varias ocasiones, su compañero motorizado ha aguantado y “está aquí entero”, apuntan.


La experiencia de López y Gimeno con los libros de ruta, al ser organizadores de las Concentraciones del Club 4×4 de la capital del Jiloca, les ha aventajado en esta competición.
Durante el camino, han disfrutado de la prueba y los paisajes y han conocido de cerca a la población marroquí, a la que han repartido diferentes artículos, como material sanitario, ropa, peluches, cuadernos y fajas.
De vuelta en Calamocha, fueron sorprendidos con un emotivo recibimiento por parte de un gran grupo de amigos y familiares, que les esperaban con ganas.
Piloto y copiloto, además de amigos, ya planean volver a organizar otra experiencia y ponerse a prueba en una aventura similar.

Comparte esta Noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *