El pleno de la Diputación de Zaragoza (DPZ) ha aprobado dos planes extraordinarios de ayudas que distribuyen 63 millones de euros adicionales entre los 292 municipios de la provincia. De esa cantidad, 30 millones corresponden a un plan de concertación “totalmente incondicionado”, según la DPZ, que los ayuntamientos podrán destinar a lo que cada uno decida en función de sus necesidades. El resto, otros 33 millones, es para un plan Agenda 2030 que mejorará los servicios básicos de cada localidad financiando 745 actuaciones alineadas con los Objetivos de Desarrollo Sostenible.
“Con la aprobación de estos dos nuevos planes extraordinarios culminamos un año verdaderamente histórico para la Diputación de Zaragoza en cuanto al apoyo económico que hemos dado a nuestros ayuntamientos”, ha destacado el presidente, Juan Antonio Sánchez Quero. “En 2023 hemos aprobado ayudas por valor de casi 150 millones de euros, una cifra récord para la institución que prácticamente duplica la de cualquier ejercicio anterior”.


El plan de concertación dotado con 30 millones de euros se ha distribuido entre los ayuntamientos mediante una cantidad fija igual para todos (40.677 euros) y otra variable que depende tanto del número de habitantes oficialmente empadronado (59,55 euros por vecino) como del Índice Sintético de Desarrollo Territorial (ISDT). De esta forma, las ayudas oscilan entre los 1,2 millones de euros que va a recibir Calatayud y los 42.881 euros que va a recibir Cerveruela.

Comparte esta Noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *