El voto en contra de los consejeros de la oposición formada por el Partido Popular y Ciudadanos, y el de la consejera de Medio Ambiente, obligan a la institución a prorrogar las previsiones de 2021 hasta alcanzar un acuerdo mayoritario

La Comarca Campo de Daroca sigue sin presupuestos para el ejercicio de 2022. El viernes, 13 de mayo, el Consejo Comarcal se reunió en una sesión ordinaria cuyo punto principal era aprobar las previsiones para el año en curso. Sin embargo, el rechazo de los miembros del Partido Popular y Ciudadanos, y de la consejera Carmen Ballestín, adscrita al equipo de Gobierno y titular de Medio Ambiente, truncaron el objetivo del Partido Socialista y el Partido Aragonés, zanjando el recuento con nueve votos a favor y diez en contra.
El planteamiento ascendía a 2.569.102 euros. En él, además del apartado destinado a personal, que rondaba 1’5 millones, y lo referente a gasto corriente, se incluían partidas como convenios con las oficinas de turismo de Anento y Daroca o para las residencias de esta localidad, que se quedan sin renovar. También, se paraliza la equiparación laboral de los trabajadores comarcales y la institución no podrá recurrir al remanente.


«Es una lástima que no se hayan aprobado», valoró la presidenta, Ascensión Giménez, que indicó que funcionarán con la prórroga de los presupuestos de 2021 mientras estudian posibles soluciones. Desde su punto de vista, la Comarca había apostado por inversiones necesarias, como el renting de vehículos para Protección Civil, el refuerzo del transporte para servicios sociosanitarios comarcales o el adecentamiento del camping de Daroca, para el cual están buscando una salida.


La vicepresidenta, Mª Lina Hernando, lamentó que no hubieran contado con el respaldo suficiente porque «había proyectos interesantes» y asumió que el equipo de Gobierno deberá replantear la propuesta. Se mostró preocupada, en especial, por la paralización de los convenios y confió en que la situación se pueda reencauzar. «Estamos aquí para llegar a acuerdos y llevar a cabo todos los proyectos que queremos desarrollar», manifestó.


Presupuesto “irreal”
Los grupos de la oposición consideraron que el planteamiento sometido a votación no se correspondía con el funcionamiento de la Comarca, y llegaron a pedir la dimisión del consejero de Hacienda, Alejandro Espinosa, y de la presidenta. En respuesta, Giménez defendió que «en la Comarca trabajamos como creo que se tiene que trabajar».


El portavoz de Ciudadanos, Fernando Sánchez, calificó los presupuestos de «irreales». «Los gastos corrientes están mal valorados y hay partidas, como, por ejemplo, la del servicio de recogida de residuos, para el que los pueblos aportamos 285.000 euros y en el presupuesto contemplan 240.000 euros», se quejó.
En el mismo sentido se manifestó el representante del Partido Popular, Javier Lafuente, quien aseguró que «si hubiéramos aprobado ese presupuesto, al día siguiente hubiéramos tenido que hacer modificaciones presupuestarias». El portavoz dijo que todas las partidas se habían reducido. Entre ellas, citó la destinada a la máquina quitanieves UNIMOG (de 26.000 euros en 2021 ha pasado a 6.000 en 2022, indicó), los cursos de formación para el personal (de 6.500 euros a 500 euros) o el mantenimiento para el camino natural de la Vía Verde (de 20.000 euros a 6.000 euros, según dijo).
Entre los motivos que llevaron a los populares a votar en contra de los presupuestos, estaban la desaparición de varias partidas que pusieron en marcha cuando el grupo conservador estaba en el Gobierno. En concreto, se refirió a las ayudas para autónomos y emprendedores, por las que se llegaron a repartir hasta 3.000 euros por negocio, y el apoyo a los ayuntamientos, una línea de hasta 200.000 euros en total.


En este aspecto, la presidenta, Ascensión Giménez, explicó que «por ley, no se pueden repartir ayudas directas a los Ayuntamientos y, por eso, colaboramos con todas las actividades y las actuaciones que nos demandan». Respecto a las subvenciones a empresarios, consideró que tanto el Ejecutivo aragonés como el nacional cubren estas necesidades.


Por otro lado, Lafuente opinó que la única partida relevante que ascendía de importe en el presupuesto era la de personal, por el motivo de la equiparación de puestos de trabajo. En cambio, opinó que apenas había proyectos y «sin inversiones, la Comarca no tiene sentido». Además, el portavoz del PP expresó su malestar porque no se convocaba una sesión del Consejo desde diciembre «cuando, por normativa, tienen que ser cada dos meses».
Lafuente admitió que el Partido Popular no tiene la intención de presentar una moción de censura “porque, por plazos, nos iríamos al final de la legislatura y la Comarca no se puede paralizar”. Aún así, criticó que, con el número de consejeros delegados, el equipo de Gobierno no hubiera sido capaz de sacar adelante los presupuestos.


Por su parte, la presidenta de la Comarca Campo de Daroca aseguró que “la oposición tiene las puertas abiertas para hacer cualquier aportación” al plan del ejercicio de 2022.


Ballestín, en contra
La consejera de Medio Ambiente, Carmen Ballestín, independiente pero vinculada al PSOE y miembro del equipo de Gobierno comarcal, votó en contra de los presupuestos para el 2022. Para justificar su decisión, leyó un comunicado en el que aseguraba que no se habían consignado fondos suficientes para la gestión de su consejería, a pesar de las modificaciones que sugirió tras ver el primer borrados de los presupuestos.


Ballestín trasladó su sorpresa porque el precio de la recogida de residuos sea de 255.000 euros anuales y el presupuesto contemplase 226.000 euros. Asimismo, expresó su disconformidad con la partida destinada al Punto Limpio Móvil, cuyo coste real asciende a 22.000 euros, según expresó, pero la partida habilitada era de 1.000 euros.
También, mostró su desacuerdo con lo presupuestado para el traslado de los residuos al CTRUZ, más caro que antes pero que se rebajará con la puesta en marcha de Ecoprovincia. “Informé a la Presidenta de que, siendo muy optimistas, tendríamos que calcular unos gastos de unos 51.000 euros para este año y, si veis el presupuesto para el año 2022, la cantidad es de cero”, se quejó. Y apuntó que, si la Comarca iba a ingresar 335.040 euros en concepto de recogida de residuos e iba a gastar para tal fin 291.000 euros, no entendía dónde quedaban los 44.000 euros de diferencia.


Por último, Ballestín se refirió a la contratación de un administrativo para cubrir la excedencia de un auxiliar y criticó la transparencia del proceso de selección.
La postura de Ballestín no sentó bien entre los miembros del equipo de Gobierno de la Comarca Campo de Daroca. La presidenta, Ascensión Giménez, reconoció que “no es agradable que uno de tus consejeros vote en contra de los presupuestos”. En su opinión, si Ballestín no estaba de acuerdo, deberían haber llegado a un acuerdo antes de la sesión del Consejo.
Desde el equipo de Gobierno, apuntaron que la consejería de Medio Ambiente no se iba a quedar sin consignaciones suficientes, sino que sus necesidades económicas se irían cubriendo con el avance del ejercicio 2022, pero estas explicaciones no convencieron a Ballestín.


Por su parte, la vicepresidenta, Mª Lina Hernando, apostó por “llegar a entendimientos” y recordó que ella había hecho una propuesta de modificación de 19.900 euros para su consejería y la habían aceptado.
Preguntada por la redacción de El Comarcal del Jiloca, Carmen Ballestín aseguró que no tenía previsto dimitir como consejera de Medio Ambiente de la Comarca Campo de Daroca.


Helipuertos
El orden del día contemplaba, además de dos modificaciones presupuestarias, una propuesta de resolución del Partido Popular que fue respaldada por unanimidad. En ella, proponían que sea el Gobierno de Aragón quien asuma, con fondos propios o europeos, el coste de los helipuertos para los helicópteros nocturnos que sustituirán al servicio de ambulancias convencionales retiradas.
La propuesta se realizó ante la posibilidad de que se exija a las comarcas su pago utilizando el remanente.
También se aprobó por unanimidad respaldar unas alegaciones planteadas por UAGA-COAG a la revisión del Tercer Ciclo del Proyecto de Plan Hidrológico de la Demarcación de la Confederación Hidrográfica del Ebro. La organización agrícola solicitaba la modificación del sistema para derterminar las superficies regables o el orden de preferencia, dando prioridad a los usos ganaderos tras el abastecimiento a la población.


Lafuente criticó que el orden del día no incluyera el punto de asuntos de Presidencia, tema sobre el cual la dirigente de la Comarca apuntó que no lo estimaba oportuno por la prevista extensión del debate sobre los presupuestos de 2022.
Además, los populares sugirieron instalar puntos de reparación de bicicletas en los pueblos por los que pasa la Vía Verde.

Comparte esta Noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.