El centro municipal de Daroca ha sido galardonado por el Ministerio de Cultura y recibe 2.777 euros para la adquisición de material

La biblioteca municipal de Daroca ‘Pedro Ciruelo’ ha sido reconocida con el premio María Moliner por su trabajo en la animación a la lectura en el último año.
El proyecto ‘Cada momento es un nuevo comienzo’ es uno de los 43 totales presentados por bibliotecas municipales de Aragón y que han resultado galardonados por el Ministerio de Cultura y Deporte, en colaboración con la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), en la XXII edición de los Premios María Moliner.
La biblioteca darocense recibe por este reconocimiento 2.777 euros para la adquisición de material nuevo.


El proyecto comprende la programación anual de las actividades realizadas en la biblioteca. Esta incluye todas las propuestas de animación a la lectura, que en el caso del público infantil son, por ejemplo, las actividades puntuales para Black Friday, carnavales o el Día de la Madre.
También destacan las iniciativas ‘Anda y cuenta’ y ‘BTT y cuenta’ con las que “sacamos la biblioteca a la calle”, describe la bibliotecaria Mamen Sebastián. “Nos vamos con la bicicleta a un pueblo cercano, como fue el caso de Villanueva de Jiloca, donde conocimos la historia del pueblo, nos invitaron a un desayuno, y al volver paramos en el camino y contamos un cuento, con la finalidad de conocer nuestro entorno natural y relacionarlo con un cuento, y ‘Anda y cuenta’ es similar pero andando”, detalla.
Entre las actividades para adultos, figuran las presentaciones de libros, el club de lectura, las lecturas con profesionales y pequeños teatros, y una actividad de lectura y poesía, entre otras.


Un nuevo comienzo
El proyecto premiado se denomina ‘Cada momento es un nuevo comienzo’ a raíz del regreso de la actividad al centro tras la pandemia. “Después de la pandemia, en la que no hemos podido hacer actividades de animación a la lectura, han sido unos meses difíciles porque la gente tenía miedo al contacto, ahora cada cosa que hemos hecho ha sido un comienzo nuevo, un reecuentro, una vuelta a empezar”, comenta la bibliotecaria, para quien este premio supone “un refuerzo para seguir trabajando en la misma línea y un impulso económico para adquirir nuevas lecturas”.
La biblioteca de Daroca continúa en verano con actividades y ha albergado el cine de verano, además de otras iniciativas como el ‘cantacuentos’ y el reto lector para jóvenes lectores.

Comparte esta Noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.