Los diez alumnos, que han recibido sus diplomas, han trabajado durante un año en varios puntos, como la muralla y un torreón

El taller de empleo de albañilería coordinado por la Fundación de Desarrollo de la Comarca de Campo de Daroca ha finalizado esta semana tras completarse un año desde su inicio. El acto de clausura se celebró el pasado sábado con la entrega de diplomas a sus diez alumnos, dos mujeres y ocho hombres.
El equipo directivo y docente y el alumnado pudieron mostrar los resultados de los trabajos realizados desde el pasado mes de octubre de 2021. Se trata del séptimo taller de empleo que acomete, promueve y coordina la Fundación, que está regulado por los programas de Escuela Taller y Talleres de Empleo de Inaem, y que ha abarcado diversos trabajos, entre los que destaca la restauración de una parte de la muralla darocense y de uno de sus torreones.


Este taller de empleo no requería ningún requisito académico, salvo la capacidad básica de lectura y escritura y con él, el alumnado ha conseguido obtener el certificado de profesionalidad en operaciones auxiliares de albañilería en revestimientos continuos y en fábricas y cubiertas.
Los primeros seis meses del taller de empleo se dedicaron a una parte combinada entre la formación teoría y práctica y el resto íntegramente a la ejecución de varias intervenciones en diferentes puntos del municipio de Daroca. Es el caso del palacio de Luna, el lavadero, una nave municipal, la escuela de adultos o pequeñas actuaciones en las calles, mejorando el estado que presentaban estos espacios y renovando por completo su fachada.


La principal actuación se ha realizado en la muralla y torreón de Daroca con su restauración. “Era un lienzo de la muralla que estaba en muy malas condiciones y que se ha reabilitado, junto al torreón. No era una obra fácil, pero afortunadamente se ha desarrollado adecuadamente”, detalló el director del taller, Carlos Tomás.


Asimismo declaró estar “muy satisfecho” con los resultados. “El balance es positivo porque las perspectivas en cuanto a las obras se han cumplido y hemos acometido otras que no estaban contempladas en el proyecto inicial”, explicó. Tomás apuntó que los alumnos consiguen dos certificados de profesionalidad, “lo que les habilita para poder ejercer la profesión en unas condiciones ópticas”, dijo.

Comparte esta Noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *