El pasado 2 de mayo, el Boletín Oficial de la Provincia de Zaragoza anunció el cese de Carmen Ballestín como consejera de Medio Ambiente de la Comarca Campo de Daroca. La destitución se debe a su voto contra los presupuestos que el equipo de Gobierno de la institución expuso en la última sesión del Consejo, el 13 de mayo. Su decisión implicó que no salieran adelante y la entidad está funcionando con las cuentas de 2021 prorrogadas.


Ballestín basó su voto en que no se habían consignado créditos suficientes para atender su delegación. Esgrimió que se habían presupuestado 29.000 euros menos de lo debido en cuanto a la recogida de residuos, que no se había actualizado el coste de llevarlos hasta la planta del CTRUZ hasta que se ponga en marcha el servicio de ECOPROVINCIA y tampoco se contemplaba la gestión del punto limpio.
“Intentamos explicarle que los presupuestos eran una previsión y que su consejería tendría más dinero más adelante, pero ella insistió en su postura y no llegamos a un acuerdo”, explicó la presidenta de la Comarca, Ascensión Giménez, que ha asumido la delegación de Medio Ambiente.


Por su parte, Ballestín seguirá como consejera comarcal. “Voy con la cabeza bien alta porque lo que hice fue pensando en el beneficio de los pueblos, no me avisaron para elaborar los presupuestos y les advertí de que los borradores que me presentaron no los iba a aprobar”, recordó. Además, lamentó haberse enterado de su cese por notificación electrónica, aunque ya se lo imaginaba. Giménez comentó que se lo había sugerido tras la sesión del Consejo.


En cuanto al ejercicio de 2022, Giménez reconoció que estaba “procupada”. La prórroga de los presupuestos de 2021 impide la consignación de convenios como los de las oficinas de turismo o con las residencias de Daroca. Por eso, aseguró que debían estudiar la situación para sacar adelante los nuevos presupuestos.

Comparte esta Noticia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.